¿Obstaculizará la crisis del euro la recuperación?

Desde principios de 2010 la expectativa media de impago muestra una clara mejoría, pero los niveles de riesgo siguen por encima de los niveles registrados en años anteriores.

Madrid - 28-jun-2010

La Organización Mundial del Comercio prevé que el volumen del comercio mundial recupere un 9,5% este año, tras su caída del 12% en 2009, impulsado por el crecimiento de la demanda en mercados emergentes, una tendencia de la que se beneficiarán varias economías.

Por ejemplo, mientras que el consumo privado que sostuvo a la economía francesa a lo largo de 2009 se ha estabilizado, las boyantes exportaciones actúan como contrapeso, con una mayor demanda de Asia y Estados Unidos. El aumento de las exportaciones de materias primas a los mercados asiáticos emergentes también ha sido un acicate para el resurgir de la economía de Canadá, y una mayor demanda de materias primas en particular de petróleo desempeñará un papel fundamental en la recuperación de Noruega, mientras que Nueva Zelanda ha aumentado sus exportaciones de alimentos a China y a la India.

Sin embargo, las actuales inquietudes respecto al euro amenazan con ensombrecer éstos y otros indicios positivos. El aumento del PIB de Italia se ve contrarrestado por el crecimiento de la deuda pública [el gobierno acaba de anunciar un plan para recortar 24.000 millones de euros de su presupuesto para los años 2011-2012, una medida destinada a reforzar la confianza de los inversores]. Incluso el Banco de Canadá ha considerado necesario advertir a los inversores sobre la incertidumbre continuada provocada por los problemas en la eurozona.  Y, mientras que Eslovaquia ha salido indemne de momento de la crisis del euro, esta situación podría cambiar si los problemas monetarios de Europa se extienden a la economía real de los miembros de la EU de los que tanto dependen los exportadores eslovacos.

Previsión de impagos en Europa Occidental y Estados Unidos

Uno de los factores más importantes que deben conocer las empresas es la tendencia de las insolvencias en sus mercados. La Frecuencia Prevista de Impagos [FPI], mide la probabilidad de impago a lo largo del próximo año de las empresas cotizadas de los diferentes mercados analizados.  A título orientativo, un FPI del 1% implica la probabilidad de que una de cada cien empresas incurra en impago. En este contexto, el impago se define como el incumplimiento de un pago previsto, o el inicio de procedimientos de quiebra. La probabilidad de impago se calcula sobre la base de tres factores: el valor de mercado de los activos de una compañía, su volatilidad y su actual estructura de capital.

Desde principios de 2010, la FPI media de todas las economías analizadas ha mostrado una clara mejora con una tendencia a la baja. Entre enero y abril de 2010, la FPI media de Bélgica cayó 12 puntos básicos, la de Francia 15 puntos básicos, la de Alemania 22 puntos básicos, la de los Países Bajos 9 puntos básicos y la del Reino Unido 25 puntos básicos. Estados Unidos registró la mayor reducción con diferencia, 56 puntos básicos, pero debe tenerse presente que Estados Unidos también sufrió el mayor aumento en el momento crítico de la crisis crediticia.

A pesar de estas mejoras, se sigue considerando que la mayoría de las empresas en los países estudiados presentan un riesgo de impagos significativamente mayor al registrado en años anteriores.

Manténgase informado.Únase a nuestra Newsletter

Esta página web usa cookies

Utilizamos cookies de terceros con finalidades analíticas (elaborar estadísticas a partir de sus hábitos de navegación), de personalización (para recordar idioma o la configuración web preferida), y de publicidad comportamental (para elaborar perfiles y ofrecerles publicidad adaptada a sus preferencias de navegación). Puede configurar ahora el uso de esta tecnología. Asimismo, puede modificar o retirar su consentimiento en cualquier momento haciendo clic en el enlace de Política de Cookies que encontrará en el pie de esta web.

Publicidad Comportamental

Las cookies de marketing se utilizan para rastrear a los visitantes en las páginas web. La intención es mostrar anuncios relevantes y atractivos para el usuario individual, y por lo tanto, más valiosos para los editores y terceros anunciantes.

Necesarias

Las cookies necesarias ayudan a hacer una página web utilizable activando funciones básicas como la navegación en la página y el acceso a áreas seguras de la página web. La página web no puede funcionar adecuadamente sin estas cookies.

Estadísticas

Las cookies estadísticas ayudan a los propietarios de páginas web a comprender cómo interactúan los visitantes con las páginas web reuniendo y proporcionando información de forma anónima.

Preferencias

Las cookies de preferencias permiten a la página web recordar información que cambia la forma en que la página se comporta o el aspecto que tiene, como su idioma preferido o la región en la que usted se encuentra.