Los plazos de pago entre empresas aumentan hasta los 95 días

El estudio elaborado por Iberinform a partir de las cuentas depositadas por 80.000 empresas confirma un nuevo empeoramiento de los plazos de pago en España.

Madrid - 30-oct-2014

Los plazos de pago del tejido empresarial están empeorando. Esa es una de las principales conclusiones del estudio sobre la `Situación de los Plazos de Pago en el B2B´ presentado hoy por Iberinform y Crédito y Caución, en el marco del Observatorio de Riesgo de Crédito que impulsan con el IE Business School.

La principal cualidad de este estudio es lo robusto de sus conclusiones: para extraer los datos de comportamiento en pagos, Iberinform ha tenido en cuenta la información contenida en las cuentas depositadas por casi 80.000 empresas. Los datos del último ejercicio muestran un ligero empeoramiento de los plazos de pago, que aumentan de los 94 a los 95 días.

`En el marco de una legislación cada vez más exigente orientada a la reducción de los plazos de pago, esta evolución sólo puede entenderse en un entorno de insuficiencia de liquidez financiera y capitalización empresarial´, explicó la directora comercial de Crédito y Caución, Marta Nodal.

El informe analiza la evolución de los préstamos concedidos a empresas que, desde que alcanzaron su máximo anual cercano al billón de euros en 2007, han descendido hasta situarse en niveles actuales, que representan la tercera parte de aquel volumen de liquidez. En este entorno, de acuerdo con los datos de fuentes oficiales que recoge el informe, el 42% de las empresas españolas utiliza el crédito comercial para financiar su actividad. Se trata de la primera fuente de financiación de actividad, muy por delante de la segunda, el préstamo bancario, que sólo alcanza al 35%.

El empeoramiento es especialmente intenso en el segmento de la pequeña empresa, que suma cinco días hasta situar su plazo medio de pago en los 93 días. La mediana empresa empeora sólo dos hasta los 96 y la microempresa se mantiene en 96. La única excepción a la tendencia general es la gran empresa, que recorta en tres días sus plazos de pago, aunque sigue siendo la que cuenta con plazos de pago medios más amplios: 115 días.   

En cuanto a sectores productivos, descienden los plazos de pago en sector primario, cinco días hasta los 93, y construcción, tres hasta los 106. El empeoramiento se produce en industria, cinco días hasta los 102, y servicios, tres hasta los 90.

`La iliquidez explica en gran medida esta evolución. De hecho, el principal motivo que aducen la práctica totalidad de las empresas de todos los tamaños y sectores para el retraso en pagos de sus clientes es la falta de disponibilidad de fondos´, explicó el director Comercial y Marketing de Iberinform, Ignacio Jiménez.

Para completar el estudio, el Observatorio ha llevado a cabo un sondeo entre cerca de 250 empresas. Las previsiones sobre el cierre de 2014 y las expectativas para el 2015 no apuntan un cambio de esta tendencia, que aleja las prácticas del crédito comercial en España del horizonte de los 60 días que trata de impulsar la legislación española y europea.

Por comunidades autónomas, la evolución del comportamiento en pagos depende de diversos condicionantes entre los que cabe destacar la composición sectorial. Las comunidades en las que más desciende los plazos de pago, siete días, son Madrid y Andalucía. En el otro extremo, el mayor empeoramiento, de doce días, se da en País Vasco.

 

Mesa Redonda

Tras la presentación de los datos, el Observatorio de riesgo de Crédito celebró una mesa redonda sobre la evolución de los plazos de pago en España, que contó con la presencia institucional de la Comisión Europea, la Plataforma de Medidas de Lucha contra la Morosidad y la Asociación de Trabajadores Autónomos.

Para Idaira Robayna, Oficial Jurídico de la Dirección General de Empresa e Industria de la Comisión Europea, `la Directiva de lucha contra la morosidad es una pieza crucial para poder restaurar las condiciones normales de crédito en la economía, proteger mejor a los acreedores y con ello facilitar las operaciones comerciales entre los Estados Miembros´. Para Robayna, `la correcta transposición e implementación de la directiva en todos los países de Europa va a ser uno de los elementos cruciales para reforzar el crecimiento e impulsar la competitividad de las empresas europeas, motor de crecimiento y empleo. Baste solo pensar que la correcta implementación de la disposición que armoniza los plazos de pagos de las administraciones públicas supondrá una inyección de liquidez para las empresas de unos 180.000 millones de euros. Por dicho motivo, la Comisión Europea está supervisando atentamente tanto su transposición como su efectiva implementación en los 28 estados miembros con el objetivo de asegurar que las empresas europeas tengan a su disposición todos los instrumentos necesarios para hacer valer estos nuevos derechos conferidos por la normativa europea´.

El vicepresidente de la Plataforma de Medidas de Lucha contra la Morosidad, Alfredo Berges, recordó que la morosidad `ha provocado el cierre de un tercio de las 500.000 empresas que han desaparecido desde el inicio de la crisis´. A su juicio, la `única vía para poner freno a esta lacra es poner multas ejemplarizantes a las compañías que no cumplan con los  plazos de pago´. Para Berges, la aprobación de un régimen sancionador supondría `el paso definitivo para acabar con el problema, si se hace bien y sin trucos´, al mismo tiempo que señala que `la liquidación de las facturas a tiempo es crucial para impulsar la contratación, favorecer el desarrollo de proyectos y dinamizar el consumo´.

`La morosidad tanto pública como privada sigue siendo un activo tóxico en la actividad diaria de los autónomos. Los proveedores, en especial Micropymes y autónomos, se han convertido en la principal fuente de financiación de grandes empresas y la Administración. Por eso, se debe imponer tolerancia cero a la morosidad, no sólo evaluando su cumplimiento sino sancionando el incumplimiento de la ley´, añadió el Presidente de la Asociación de Trabajadores Autónomos [ATA], Lorenzo Amor.

 

Acerca de Crédito y Caución

Crédito y Caución es el operador líder del seguro de crédito interior y a la exportación en España desde su fundación, en 1929. Con una cuota de mercado del 50%, lleva más de 85 años contribuyendo al crecimiento de las empresas, protegiéndolas de los riesgos de impago asociados a sus ventas a crédito de bienes y servicios. Desde 2008, es el operador de Atradius en España, Portugal y Brasil.

Atradius es el operador global del seguro de crédito presente en 50 países, con acceso a la información de crédito en más de 100 millones de empresas en todo el mundo. El operador global consolida su actividad dentro del Grupo Catalana Occidente.

Manténgase informado.Únase a nuestra Newsletter

Esta página web usa cookies

Utilizamos cookies de terceros con finalidades analíticas (elaborar estadísticas a partir de sus hábitos de navegación), de personalización (para recordar idioma o la configuración web preferida), y de publicidad comportamental (para elaborar perfiles y ofrecerles publicidad adaptada a sus preferencias de navegación). Puede configurar ahora el uso de esta tecnología. Asimismo, puede modificar o retirar su consentimiento en cualquier momento haciendo clic en el enlace de Política de Cookies que encontrará en el pie de esta web.

Publicidad Comportamental

Las cookies de marketing se utilizan para rastrear a los visitantes en las páginas web. La intención es mostrar anuncios relevantes y atractivos para el usuario individual, y por lo tanto, más valiosos para los editores y terceros anunciantes.

Necesarias

Las cookies necesarias ayudan a hacer una página web utilizable activando funciones básicas como la navegación en la página y el acceso a áreas seguras de la página web. La página web no puede funcionar adecuadamente sin estas cookies.

Estadísticas

Las cookies estadísticas ayudan a los propietarios de páginas web a comprender cómo interactúan los visitantes con las páginas web reuniendo y proporcionando información de forma anónima.

Preferencias

Las cookies de preferencias permiten a la página web recordar información que cambia la forma en que la página se comporta o el aspecto que tiene, como su idioma preferido o la región en la que usted se encuentra.